THE FLYSTONES

Compartir
Apertura de puertas: 23-30
Precio de taquilla : 6 €
Venta anticipada: Taquilla

Música, animación, cómic y cultura pop son varios de los elementos que dan forma al universo Flystones. Una apuesta que sorprende por riesgo y sus muchas ramificaciones.

Si aún no te has cruzado en el camino de The Flystones, te pondremos rápidamente en antecedentes. Imagina una ciudad habitada por moscas, dentro de ella un grupo de músicos que intenta salir adelante pese a la persecución que sufren por parte de las autoridades, múltiples referencias y bromas a costa del rock y sus protagonistas y mucho sentido del humor. Esa es la combinación ganadora de los personajes creados por nuestro interlocutor, Toni Marmota, y su compañero de aventuras Javier Lirón, que reparten su tiempo entre una serie de animación, tiras de cómic, ropa y diversos complementos y su versión de carne y hueso. Ésta última se materializará por primera vez en directo el próximo día 8 en el Heineken Greenspace de Valencia.

¿Cómo y cuándo surge la idea de un proyecto como The Flystones? ¿Qué relación anterior habías tenido con el mundo del cómic y la animación?

La idea surge en enero del año 2003. Había hecho unos dibujos para un concurso en el que pedían un logotipo para una serie de micrófonos de una conocida marca de instrumentos musicales. Hice varios bocetos y no les gustó nada. Un día apareció por casa Javi Lirón y los vio. Él y yo ya habíamos hecho juntos un proyecto de serie de animación que no llegamos a terminar. Empezamos a animar los personajes con una canción que había grabado recientemente y montamos el primer vídeo-clip. El resultado nos gustó y empezamos a montar historias con guión y dialogo. La idea era contar los problemas de los músicos y su entorno en un mundo paralelo habitado por moscas.

El grafismo era muy colorista y enseguida empezamos a crear juegos como el Rockopoly (Una especie de Monopoly en el que puedes actuar en los mejores locales del mundo y conquistar mercados discográficos) y a diseñar la página web.
Paralelamente yo iba pintando originales para hacer una exposición (que se hizo en junio de 2005) y componiendo nuevas canciones que posteriormente empezaríamos a ensayar con la banda.

Mi relación con el mundo del cómic comenzó un verano que estuve hospitalizado por un accidente de moto que me tuvo escayolado de las dos piernas cerca de seis meses, tenía 16 años y empecé a dibujar (es de las pocas cosas que se puede hacer en un hospital), recuerdo que hacía una página diaria. Tras esto, ya en la Facultad, empecé a depurar mi estilo y a trabajar en diversos estudios de diseño gráfico y a los pocos años, gracias a Mauro Entrialgo, a quien le gustaba lo que hacía, empecé a publicar en TMEO y Paté de Marrano, dos revistas de cómic del País Vasco. Ese mismo año empecé a estudiar animación con los sistemas tradicionales. Javi Lirón venía del campo de la multimedia y había trabajado en proyectos grandes de animación para CD Rom y con él empecé a animar con Flash que comparado con los métodos tradicionales era mucho más rápido….y más barato. Y así, tras varios intentos, surgió The Flystones.
Actualmente estoy publicando una tira mensual en Wendy&Rita.

El mundo de The Flystones engloba muchas cosas: música, animación, ciertas dosis de crítica social, humor, cómic, contracultura… ¿Teníais claro desde el principio todas estas implicaciones? ¿Os resulta más sencillo expresar todas estas cosas a través de unos personajes que con un proyecto de carne y hueso?

Siempre había querido juntar las dos disciplinas que me gustaban: el cómic y la música. Al trabajar el primer vídeo-clip y verlo terminado se abría un mundo de posibilidades, podíamos contar historias, hacer juegos, ropa… Y todo ello con un simple ordenador y muchas ganas de hacer algo diferente. En ese momento todos los músicos nos quejábamos de lo difícil que es actuar y grabar un disco y del triste panorama musical actual. Los Flystones intentan reflejar el día a día de todos esos músicos pero con un punto de humor que a veces puede resultar ácido.

En principio, Flystones es un proyecto innovador en España, pero hay ciertos antecedentes similares en la historia del pop, desde The Monkees a Gorillaz. ¿Tuvisteis en mente en algún momento estas referencias?

Por supuesto, desde El Submarino Amarillo a los Jacksons, los Monkees o Gorillaz.
Sin embargo The Flystones difiere de Gorillaz en que somos un grupo de verdad, que actúa y los personajes están inspirados en la banda, no al revés. Es más parecido al resto de los ejemplos citados que son grupos reales, no virtuales, pero dándole un enfoque muy multimedia y muy ramificado más cercano quizá a Gorillaz. Estamos en el siglo XXI.

En toda la serie no paran de aparecer referencias a la historia de la música y el cine. ¿No os parece que en determinados momentos os puede cerrar a parte de la audiencia que no comparta la misma referencias, la misma cultura pop?

La música que hacen The Flystones es música pop y en la serie intentamos que ciertos iconos de la cultura pop se entremezclen con nuestras historias, pero no solo hay referencias a la cultura pop, sino también a la historia del arte en general. Por ejemplo el cómic que estamos haciendo va de un robo de obras de arte en la Fly Gallery que es el museo de Flytown y en las exposiciones exponemos originales de la historia del arte pero con moscas (El jardín de las delicias de el Mosco, El nacimiento de Venus, Flytapuerca, Mosaicos de Moscus Magníficus, grabados expresionistas con moscas, etc.). Es un guiño a la cultura en general pero con una connotación humorística.

En la serie de animación se encuentran muy fácilmente paralelismos con la realidad, sobre todo la vivida en una ciudad como Madrid. ¿Crees que resulta más difícil ahora mismo desarrollar aquí una actividad artística como la musical que en épocas anteriores?

Parece que ciertamente no estamos pasando un gran momento para las actividades artísticas en general. En otros momentos se potenciaba la originalidad y la creatividad y justamente Madrid en otra época fue un gran escaparate de bandas, artistas, fotógrafos, cineastas, etc. Los discos que salen al mercado, por ejemplo, no reflejan lo que hay en los locales de ensayo. Hoy en día hay muchos más locales y muchos más grupos que los que había antes y un montón de buenas bandas, pero se ven sin ninguna salida al no haber compañías que se fijen en ellos. No hay casi programas musicales tanto en TV como en la radio, pero por otro lado está Internet y sus posibilidades de promoción que es algo que los grupos empiezan a vislumbrar.

Una de las cosas que decís sobre The Flystones es que tenéis vocación de ser “moscas cojoneras”, de molestar al poder establecido. ¿Crees que es algo que se hecha en falta en el rock y el pop actual?

Bueno en realidad estamos contando la problemática de los músicos actuales en clave de humor, no pretendemos molestar a nadie, aunque a veces al identificar situaciones usemos elementos de nuestro entorno que puedan resultar familiares. Sí es cierto que se echa de menos un poco de trasgresión en el rock actual, y también es cierto que los Flystones no tenemos pelos en la lengua.

Musicalmente, ¿Cuáles son las mayores influencias de The Flystones? ¿Hasta qué punto tenéis en mente la serie de animación a la hora de componer la música y viceversa?

Nos gusta el electro-punk, los riffs de los viejos bluesmen, el surf, el punk… Intentamos hacer un cóctel con todo ello. Nos gustan The Kills, Rinocerose, Dandy Warhols, Beck, pero también los Ramones o The Who. En general primero hago las canciones y más tarde las animaciones. No suelen tener relación salvo algún caso concreto.

Hasta ahora conocemos la serie de animación de The Flystones, pero… ¿Cómo sois en directo? Nos puedes avanzar algo de lo que se van a encontrar los asistentes al Greenspace?

Una banda de Rock&roll con un enfoque diferente en cuanto a espectáculo. Todos somos músicos con trayectoria en otras bandas muy dispares y la idea es juntar todas esas disciplinas y crear un sonido diferente. Por otra parte habrá una gran exposición y una performance audiovisual poco comunes en una sala de conciertos.

¿Tenéis pensado repetir este concierto, hacer una gira en el futuro? ¿Resulta muy complicado el montaje de algo tan especial y fuera de la norma como The Flystones en directo?

La idea es mover todo el montaje por toda España, lo que pasa es que es complejo encontrar locales en los que podamos combinar exposición, performance, video-jockey y concierto, y luego la cantidad de gente necesaria para todas estas actividades hacen que sea un espectáculo un tanto especial.

El proyecto de The Flystones parece muy ambicioso… ¿Qué planes tenéis para el futuro? ¿Hay algún otro medio en el que The Flystones se vayan a adentrar?

Ahora mismo estamos interesados en reproducir nuestros juegos para móviles y volcados en la creación de una colección de ropa pintada a mano y un merchandising muy divertido. Para un futuro próximo queremos sacar un disco-cómic y hay planes para empezar a emitir la serie en una cadena de televisión.

Guillermo Arenas (Fte:www.Heineken.es)