MARTIN REV

Compartir
Apertura de puertas: 23-30
Precio de taquilla : 14€

MARTIN REV, figura influyente y capital en el desarrollo de la música
moderna, viene a actuar a España en Septiembre de la mano de Primeros
Pasitos y Music Non-Stop.(www.primerospasitos.com-www.musicnon-stop.com)

La gira de Martin Rev por nuestro país es un acontecimiento que debe
alegrar por igual a los rockers más auténticos y a los techno-heads más
avanzados: el neoyorquino es uno de los padres de la música electrónica
tal y como la conocemos actualmente, y también es un proto-punk que no
ha perdido el espíritu que animaba sus primeras y salvajes performances
en las galerías de arte del Village. Por fin tenemos una oportunidad de
ver en nuestro país a este histórico que sin embargo no pierde el pulso
de la contemporaneidad, quizá porque se adelantó tanto a su tiempo que
toda su obra sigue sonando contemporánea. Una oportunidad única para
reconocer el talento de un pionero capaz de trascender géneros y escenas.

Si vamos a hablar de personalidad y ruptura musical hay que echar una
necesaria mirada a Martin Rev. Ajeno a modas y tendencias el
norteamericano se mantiene impasivo en una tierra de nadie en la que su
música es santo y seña de perseverancia y diferencia. No en vano estamos
hablando de la mitad de los míticos SUICIDE.
Junto al inimitable Alan Vega, Rev plasmó un cancionero que ajeno a
reglas y posturas dio un nuevo sentido al rock en un momento en que éste
adoptaba la palabra punk como sinónimo de reacción. Suicide fueron más
rockers que cualquier rockero y más punks que muchos fantoches de cresta
e imperdible de la época, y de hoy, a base de una hipnótica serie de
canciones peligrosas, carnales y visionarias. Porque mientras Vega era
un lúbrico crooner, Rev golpeaba su sintetizador y dejaba que sus
secuencias sonasen a extrañeza y verdadera modernidad sin caer en cliché
alguno.
Por eso Martin Rev se mantiene, tras treinta y cinco años de actividad,
creando y editando discos como “Marvel” (1979), “Clouds Of Glory”
(1985), “Strangeworld” (2000) o “To Live” (2003), entre otros, dejando
claro que tanto el rock, el punk, el techno-pop o el minimal le deben
mucho al neoyorquino de eternas gafas negras que mejor sabe hacer aullar
a un sintetizador.