6 AÑOS DE TRUENO: SASCHA FUNKE ( KOMPAKT)

Compartir
Prohibida para
menores de 18 años
Apertura de puertas: 01:00
Venta anticipada:

TAQUILLA:

17€ con copa

Desde su infancia, el DJ y productor berlinés Sascha Funke conoce esta energía. Creció a la sombra del martillo y la hoz en el distrito de Lichtenberg, en el este de Berlín, cantando desde temprana edad canciones comunistas con otros jóvenes pioneros. Por las tardes después de la escuela, encendía rápidamente su radio, daba al botón de grabar de su doble pletina y registraba música occidental, a la que bailaba en soledad en su habitación. Esto cambió abruptamente cuando el muro cayó y el berlinés compró su primer vinilo: Technotronic: Megamix.

Poco tiempo después, los discos de Underground Resistance entraron en su colección y desde ese momento fue capturado por el poder del techno y por los salvajes e interminables días y noches en el Berlín de los noventa. Iba a menudo a clubes legendarios como Walfisch o E-Werk, empezó a organizar fiestas en clubes, y consigue sus primeros bolos con DJs en clubes como SO 36, y comenzó sus primeros intentos como productor junto con Paul Kalkbrenner.

Ya en en la veintena pasa a formar parte del sello de Ellen Allien (BPitch Control) y lanza su primer EP, Campus, en Kompakt y empieza a actuar habitualmente en clubes como Ostgut, WMF, Maria am Ostbahnhof y Tresor además de festivales como Melt o Sónar. Y bailaba continuamente, como antes en su habitación de 12 metros cuadrados, pero ahora en compañía. Así se encontró en medio de una nueva cultura juvenil que aún hoy en día sigue manteniendo a la gente en continuo movimiento por todo el mundo.

Durante todo ese tiempo, Sascha Funke nunca se detuvo como productor. Ha lanzado tres álbumes y varios EP para BPitch Control y Kompakt. Temas como Bravo o Mango, que se incluye en la banda sonora de la película Berlin Calling, se convirtieron en éxitos en las pistas de baile. Además, hizo numerosos remixes para amigos como Ada, Thomas Fehlmann, Gui Boratto, Heartthrob, Paul Kalkbrenner o Superpitcher, así como a bandas de rock como Foals.

Musicalmente no le gusta repetirse: ambient, house, minimal, techno, electro, synth-pop, experimental electronic – van cambiando de disco en disco, de tema a tema, siempre zigzagueando con ritmos musicales nuevos llenos de ranuras, líneas y melodías. El estancamiento creativo nunca fue lo suyo.

7 años de Trueno
Sascha Funke ( Kompakt Records) + Caravaca + Landikhan